El Mercado laboral suizo

el mercado laboral Suizo

El mercado laboral suizo es uno de los más competitivos del mundo. Suiza ocupa uno de los puestos más altos de todas las economías del mundo en términos de productividad laboral.

Con un índice alto de libertad económica, su legislación laboral, el bajo nivel de regulación y una alta estabilidad social conducen a un mercado de trabajo que es igualmente atractivo para las empresas y como para los empleados. Entre las ventajas se encuentran los salarios altos y su seguridad social.

Según el el Ránking del International Institute for Management Development, Suiza es el país que más atrae a los profesionales cualificados extranjeros.

La tasa de desempleo es tradicionalmente baja en Suiza y ha sido del 1 al 4% en los últimos 10 años. En este sentido, se presta especial atención a las políticas activas del mercado de trabajo y los servicios de empleo se caracterizan por los principios de obligación mutua.

La disponibilidad de empleados altamente cualificados es una de las razones y base del éxito comercial suizo. Los empleados tienen una formación sólida, basada en el multilingüismo y preparados para el máximo rendimiento. Por estos motivos, las empresas nacionales suizas y multinacionales extranjeras están presentes en Suiza.

Oficinista frente ordenador

La calidad del trabajo y las excelentes condiciones del mercado laboral suizo atraen trabajadores altamente cualificados de todo el mundo

Desde junio de 2007, existe un acuerdo entre Suiza y la UE sobre la libertad de circulación de las personas. De este modo, actualmente se pueden reclutar extranjeros con formación de primera línea de toda Europa, Asia y Estados Unidos.

Según esto, los inmigrantes desempeñan un papel importante en el mercado laboral y en el crecimiento de la población y su nivel de capacitación ha ido mejorando continuadamente.

Cerca dos tercios de los inmigrantes que recibe Suiza provienen de países de la UE. Además, en los últimos años ha aumentado el número de inmigrantes con permisos de residencia permanente. 

Los trabajadores transfronterizos también continúan desempeñando un papel importante en Suiza. Según datos recientes, había 318.500 trabajadores transfronterizos activos en Suiza a finales de 2016, casi un 4 por ciento más que el año anterior.

Los trabajadores transfronterizos constituyen más de una cuarta parte de la fuerza de trabajo en el cantón de Ticino de habla italiana y más del 10 por ciento en el lago Lemán y el noroeste de Suiza.

Las empresas también valoran positivamente las características del mercado laboral suizo.  Además de la legislación laboral liberal, las condiciones fiscales favorables, la jornada extensiva (42 horas semanales), la alta productividad, la buena ética del trabajo y los relativos costes generados, hacen que la situación sea óptima para las empresas.