El Sistema Político en Suiza

el sistema político en suiza

La Democracia suiza.

El sistema político en Suiza corresponde a una democracia semidirecta. Esto significa que Suiza también contiene elementos de democracia representativa (indirecta) y directa. Sin embargo, en comparación con otros países, Suiza tiene elementos muy fuertes de democracia directa y en ningún otro país del mundo se practica la democracia tan directamente como en Suiza.

Los ciudadanos tienen el más alto poder político y en ellos recae la soberanía. De acuerdo con la Constitución Federal, la población votante (todos los adultos con ciudadanía suiza, aproximadamente el 60% de la población residente) puede influir en la situación legal. Pueden cambiar la Constitución suiza por medio de iniciativas populares o bien para introducir nuevas leyes o cambiar las existentes. 

A diferencia de otros países, todos los miembros del parlamento también son elegidos por la población. Los votantes eligen al Parlamento en tres niveles a nivel municipal, cantonal y nacional y pueden votar sobre las leyes propuestas por los parlamentarios.  

Una característica especial de la organización de la Confederación es que los cantones y los municipios se manejan de maneras muy diferentes. Esto significa que actúan de forma independiente y autónoma en muchas áreas. 

A nivel federal, el sistema político en Suiza se compone del Gobierno, el Consejo Federal, así como un Parlamento. Además, los gobiernos cantonales de los 26 cantones y medios cantones también tienen sus propios parlamentos. En los municipios existe el gobierno municipal, así como el Consejo municipal, que con una quinta parte de todas las comunidades tienen su propio parlamento.

Parlamento suizo o Bundeshaus

El principio de los representantes del pueblo

El sistema político en Suiza no está profesionalizado y es común que los políticos sean vistos como representantes de la gente. En la práctica, esto significa que la mayoría de sus actividades políticas son a tiempo parcial y, además, tienen un empleo remunerado. Por su compromiso político, a los representantes políticos se les paga en forma de tarifas de asistencia, etc.

La Asamblea Federal,el parlamento suizo: Consejo Nacional y Consejo de Estados

El Parlamento suizo, a nivel nacional consta de dos cámaras iguales, el Consejo de Estados (46 miembros) y el Consejo Nacional (200 miembros).  

Los 26 cantones están representados en el Consejo de Estados (cámara grande). Mientras que los 6 antiguos medios cantones tienen cada un representante en el Consejo. Los 20 cantones restantes están representados por dos representantes cada uno.

El Consejo Nacional (cámara pequeña) representa la población total de Suiza y sus intereses. Los cantones están por lo tanto representados proporcionalmente al número de habitantes.  

Los ciudadanos eligen ambos consejos directamente. El Consejo Nacional se elige de acuerdo con las reglas federales comunes y el Consejo de Estados de acuerdo con las diferentes normas cantonales.

Ambas cámaras forman la Asamblea Federal que forma la rama legislativa y tiene la función de aprobar leyes. Además, sus miembros deben elegir al Gobierno de Suiza o Bundesrat que formará el poder ejecutivo.

Bandera suiza

El Gobierno: el Consejo Federal y la Cancillería General

El Gobierno suizo ostenta el poder ejecutivo. Se compone de siete Consejeros federales y el Canciller federal, que son elegidos por la Asamblea Federal para un mandato de cuatro años. 

Cada uno de los Consejeros Federales es elegido Presidente Federal por un año. Entre sus funciones están la de presidir las reuniones del Consejo Federal, mediar en caso de disputa y asume varias funciones de representación.

El Tribunal Supremo Federal es la corte más alta de Suiza y supervisa el cumplimiento de las normas y leyes. Si un asunto no puede ser resuelto por el distrito o los tribunales cantonales, decide si el demandante o el demandado tiene razón. 

Los jueces federales son elegidos por la Asamblea Federal. Para la elección se tiene en cuenta que todos los idiomas y regiones están representados, además los jueces federales deberían reflejar la proporción de fortalezas del partido en el parlamento. Su mandato es de seis años.  

El Federalismo en Suiza

El sistema político en Suiza se caracteriza por el federalismo. Ésto significa que el país está dividido en unidades más pequeñas, los cantones.

Estos tienen sus propios gobiernos, tribunales y parlamentos, así como sus propias constituciones y leyes

El Gobierno federal solo debería regular aquellas cosas que los cantones no pueden regular por sí mismos. Es por eso que él es el único responsable de las tareas que se le asignan en la Constitución (principio de subsidiariedad).

La Confederación es responsable, por ejemplo, de las autopistas, el servicio postal y la moneda,etc. Los cantones son responsables, entre otras cosas, de las escuelas y la cultura. Esta realidad implica que tanto la Confederación como los cantones emiten sus propias leyes y regulaciones.

El ordenamiento jurídico

La Constitución es la ley suprema de Suiza y regula los valores fundamentales más altos que el estado debe cumplir. Incluye los derechos de las personas (por ejemplo, votación, elección, iniciativa y referéndum) y garantiza los derechos fundamentales.

En principio, las enmiendas son hechas por el Parlamento y cada cambio necesariamente se somete a votación del pueblo (referéndum obligatorio). Además, los ciudadanos pueden, por medio de la iniciativa popular, sugerir cambios a la Constitución.

El siguiente nivel subordinado son las leyes. La ley federal es emitida por la Asamblea Federal, pero está sujeta al referéndum opcional. Las regulaciones que están subordinadas a la ley federal son emitidas por el Gobierno y no se puede tomar un referéndum.

Los cantones también aprueban leyes. Cuando dos leyes se contradicen entre sí, primero se presta atención al órgano que aprobó esta ley, para ver cual prevalece. Como regla general, las disposiciones federales son más altas que las de un cantón.

Si ambas disposiciones han sido emitidas por el mismo nivel, entonces primero se tiene en cuenta la Constitución, luego la Ley y luego el Reglamento. La única excepción es la legislación internacional que es obligatoria y que está por encima de la Constitución.

La Democracia directa en Suiza

Suiza es conocida por la importancia de la democracia directa, ya que se les atribuye una gran importancia a las iniciativas populares y que deben tomarse en serio a nivel político. 

Una iniciativa puede ser presentada por ciudadanos, así como por movimientos o partidos políticos y si se alcanza un cierto número de votos, se realizará un referéndum.

Dependiendo del resultado del referéndum, si la mayoría está de acuerdo o no, tiene consecuencias a nivel político. Específicamente, una iniciativa se gestiona en cuatro fases:

  • Alguien solicita una revisión de la Constitución o partes de ella y recopila el número mínimo de firmas
 
  • El gobierno (Bundesrat) se ocupa de la iniciativa y elabora una nueva propuesta legislativa.
 
  • La propuesta será sometida a votación en el Parlamento y será revisada.
 
  • La gente votará mediante Referéndum sobre el nuevo proyecto de ley. Si sale mayoría, la ley se cambiará, de lo contrario la ley no será adoptada.

Tipos de iniciativas

Existen tres tipos de iniciativas populares.

Iniciativa Federal

Si se lanza una iniciativa federal, tendrá como objetivo revisar la Constitución o parte de ella.

Se deben recolectar al menos 100,000 firmas para realizar un referéndum sobre la iniciativa. Si este esfuerzo tiene éxito, este tema será discutido a nivel político y luego se negociará una nueva propuesta legislativa.

Aproximadamente dos o tres años más tarde, se pregunta a toda la población suiza si están de acuerdo o no con esta nueva ley.

Iniciativa Cantonal

Las iniciativas también pueden presentarse dentro de un cantón, aquí se hace una distinción entre iniciativas constitucionales y legislativas y el número de firmas requerido varia en función del cantón.

Además de la iniciativa constitucional y legislativa, existen otras dos formas de referéndum a nivel cantonal:

  • La iniciativa individual: se puede encontrar en el cantón de Zúrich: aquí, un individuo tiene la oportunidad de presentar una iniciativa al consejo cantonal y si recibe la aprobación de al menos 60 de los 180 miembros del Consejo, se redactará un nuevo proyecto de ley.

  • Iniciativa de las autoridades: en Zúrich, las autoridades también pueden presentar propuestas de enmiendas a la ley. 

Iniciativa Municipal

También los habitantes del municipio pueden presentar iniciativas. Al igual que con la iniciativa cantonal, el número de firmas necesarias para llevarse a cabo varían de un municipio a otro. Por ejemplo, en Ginebra se necesitan 4000 firmas y mientras que en Lucerna se requieren 3000 firmas.